Crianza y educación

El mal comportamiento que nosotros generamos

Este no es un post de culpar, del tipo “sabías que esto que le das a tu hijo les malo?” O ” todo lo mal que haces con tus hijos y debiera avergonzarte”

Soy enemiga de ese tipo de publicaciones, ya solas las mamás somos las reinas de la culpa y sentirnos inadecuadas.

Así que si comenzaste a sentirte culpable al abrir este post desecha la idea, ponte cómoda por qué voy a explicarte mi punto.

Nuestros hijos son espejos, reflejan muchas cosas de nosotros y en ocasiones parte de lo que hacemos puede ocasionar mal comportamiento de ellos y que tal vez con algunos ajustes a nuestras reacciones podamos tener una relación más armoniosa en casa.

Hay disparadores que ocasionan que los niños comiencen a inquietarse más y que podemos remediar poniendo un poco de nuestra parte, aquí cuatro puntos que pueden ayudarte en el día a día.

No te distraigas

Los niños necesitan atención, que es más que tenerlos vestidos, cenados y con un techo sobre sus cabezas y si no la obtienen la consiguen ya sea positiva o negativa.
En ocasiones hasta un regaño significa para ellos mirada y que les hagan caso. No esperes a que ellos la busquen de una forma o de otra (con travesuras o mal comportamiento) sé que durante el día hay montones de asuntos que requieren tu mirada para que todo funcione, pero 15-20 minutos de atención concentrada en un niño puede ayudar mucho, tal vez una charla mientras hacen la compra, mientras se bañan, un cuento, no en atención grupal que pasa mucho cuando tenemos varios niños, sino prestar atención a cada uno.

También te interesa   ¿Por que los adolescentes no hablan con sus padres?

Imitación

De pronto tu nene dice una mala palabra y resulta que es una que dices constantemente, te contesta de forma áspera, imitando como se hablan en casa.
Nuestros hijos nos miran y se dan cuenta de todo, somos sus modelos a seguir y todo lo que hacemos para ellos es ejemplo por qué somos sus padres.

Por supuesto que no puedes ser la perfección andando, todos nos equivocamos, pero ser consciente de que eres un modelo a seguir te ayude a que si te equivocas expliques que pasó y como corregirlo y que cosas son correctas y que no.

No preveer

Por poner un ejemplo, tienes que salir a hacer varias cosas con tu hijo peque lo, desde la mañana están en la calle, y en la fila del banco se pone de mal humor y comienza a llorar. Tal vez tiene hambre, esta acalorado y aburrido, posiblemente cargar agua, unas galletas o algo con lo que pueda entretenerse mientras esperan ayude.

Un niño soñoliento es un niño malhumorado, igual si no traemos muda de pañal o algo para que beba o coma.Preveer que a cierta hora ya tiene sueño y ver que se puede hacer para que descanse si estamos fuera de casa. O en ocasiones tener una rutina para que tenga sus horas de sueño y comida y no necesite llorar para decir que ya está muy cansado. Recuerda que nosotros ponemos las reglas y nosotros debemos poner la estructura en su vida

Altas expectativas

Tenemos un bebé de 18 meses y esperamos que levante sus juguetes y obedezca a la primera, o que un nene de 3 años permanezca sentado en misa sin inquietarse, o de visita sin tocar nada. Esto es frustrante para todos y muchas veces como padres primerizos o inexpertos esperamos comportamientos que no corresponden a la edad o al desarrollo mental o emocional de nuestros niños.

También te interesa   Semana Internacional del Babywearing 2011

Para esto necesitamos saber que esperar de un niño según su edad, no según lo que diga la vecina o la amiga que asegura que a los 3 meses el niño duerme de corrido toda la noche, prepara la cena y te prepara un capuchino.

Nuestros niños nos necesitan mucho y es perfectamente normal que quieran brazos o nuestra presencia constantemente, pocas veces duermen de corrido y a menos que estén enfermos pocas veces permaneces callados y en silencio hasta que son los suficientemente mayores para entender que en ciertos lugares hay que hacerlo.

Así que mientras eso pasa deberemos guiar, explicar, adaptarnos, tal vez evitar ir a ciertos lugares un tiempo hasta que crezcan un poco mas o estén preparados para comportarse en ese lugar, parece que es mucho tiempo pero te aseguro que crecen mas rápido de lo que te imaginabas.

¿Que piensas de la influencia que tenemos como padres en el comportamiento de nuestros hijos?

photo credit: …and gave me those sad sad eyes via photopin (license)

Leticia Jiménez
Bloguera y emprendedora, mamá de 2, autora de "Berrinches y rabietas para mamás imperfectas" "De esto no se habla, testimonios de violencia obstétrica" y "Mamá y papá también son pareja" disponibles en Amazon.
http://criandocreando.com

3 Replies to “El mal comportamiento que nosotros generamos

  1. Gracias Lety, hace mucho entre al foro y pues deje de visitarlo, pero leer esto ahora me abre una luz que aveces siento que se me apaga, ya voy con la tercera ronda, pero no se porque esta se me esta complicando más…es bueno leer y recordad esos consejos.

Dejame tu opinión aquí <3