Explicando quien es Santa Claus a los niños mayores

Llega un momento que nuestros hijos nos cuestionan mas en que consiste la tradición de Santa Claus, los Reyes Magos o el Niño Dios.

En mi opinión  Santa Claus o lo que decidamos creer o inculcar en nuestros niños es personal, como nuaestras creencias religiosas (o no creencias ), lo que si necesitamos tener coherencia entre lo que decimos y lo que hacemos.

Cuando nuestros niños crecen pueden pasar varias cosas, que comienzen a cuestionarnos, que alguien nos “haga el favor” de soltarles la noticia sin ningún cuidado, que ya hayan “atado cabos” pero hagan como que no saben nada, peor uno “sabe” que “saben”.  También llega el momento que nos preguntamos si deberíamos hablar del tema diréctamente o esperar que solos saquen conclusiones.

Esta idea de  Facebook  me parece muy interesante y se puede modificar a cada situación (autora Leslie Rush,  fuente Aleteia).

“En nuestra familia tenemos un método especial para que los niños hagan la transición de recibir de Santa Claus a convertirse en Santa Claus, en esta forma, la idea de Santa Claus no es una mentira que se descubre, sino el desarrollo de una serie de buenas obras y de espíritu navideño.

Para eso se toma un momento en especial con el niño o la niña, y por ejemplo decirle algo como -Has crecido muchísimo este año. No solo estás más alto, sino es obvio que  has madurado también. – (adaptándolo a la situación)

Hablarle  de las veces que han tenido comportamientos empaticos o solidarios que recuerden, y proseguir con  -De hecho, tu corazón ha crecido tanto que creo que ya estás listo para convertirte en Santa Claus.-

También te interesa   Primer Encuentro Mexicano de Crianza con Apego

 – Te habrás dado cuenta de que la mayoría de los Santa Claus que ves son personas disfrazadas. Incluso es posible que algunos de tus amigos te hayan dicho que Santa Claus en realidad no existe. Muchos niños piensan eso, porque todavía no están listos para ser Santa Claus, pero tú sí estás preparado ya.-

Hablar de cuaes son las cualidades que tiene Santa Claus, y que recibe a cambio por los regalos que da, además de las galletas que le dejan los niños , la satisfacción de dar felicidad sin pedir nada a cambio.

-Pues bien, ahora tú estás listo para hacer tu primer trabajo como Santa Claus-.

Entonces animamos al niño a que escoja a alguien que conozcan, un vecino, familiar, conocido,  y  hacerle un regalo de algo que necesite o le haga falta, conseguirlo, envolverlo y entregarlo, y nunca revelar a dicha persona el origen del regalo. El propósito de ser un Santa Claus es dar un regalo desinteresado a alguien que lo necesite.

Y así no será solo el “saber la verdad de los regalos” sino que se asimile el por que los regalos, la solidaridad, el amor al prójimo , y no quedarse en que solo es dar y recibir regalos. De hecho me gusta la idea para implementarla desde el principio, que así como Santa Claus o el Niño Dios traen regalos, podemos nosotros también dar regalos y donar.

¿Que te parece esta propuesta? ¿Cómo la adaptarias?

Compárteme tu opninión en los comentarios.

 

 

Autor: Leticia Jiménez

Bloguera y emprendedora, mamá de 2, autora de “Berrinches y rabietas para mamás imperfectas” “De esto no se habla, testimonios de violencia obstétrica” y “Mamá y papá también son pareja” disponibles en Amazon.

Dejame tu opinión aquí <3