Pequeñas violencias diarias

Una vecina pasa con su niña pequeña (3, 4 años):

-Eres una mula!- le dice la señora

la niña responde -ella me pegó primero-

-No!, tu pegaste primero-

-ella me pegó primero-

-No!, tu pegaste primero-

ya después no escuché mas… es mas importante quedar bien con los demás que escuchar la versión de los niños

También te interesa   Modales y convenciones sociales

Autor: Leticia Jiménez

Bloguera y emprendedora, mamá de 2, autora de “Berrinches y rabietas para mamás imperfectas” “De esto no se habla, testimonios de violencia obstétrica” y “Mamá y papá también son pareja” disponibles en Amazon.

Dejame tu opinión aquí <3